Videoblogs


Pina de Montalgrao se encuentra en el norte del Alto Palancia, a más de 1000 metros de altitud en un altiplano. En este municipio podrás contemplar muchas fuentes, grandes paisajes de una flora y fauna de gran valor y zonas donde desconectar y disfrutar de sus aguas. Además, aprenderás mucho sobre su historia y el legado que han dejado a lo largo de los años.

Qué ver en Pina de Montalgrao

Una forma de descubrir Pina de Montalgrao es a través de sus diferentes fuentes, algunas de ellas naturales, que podrás encontrar en distintas rutas senderistas. Lugares como Fuentevieja, la Fuente del Ballestero o de la Marrionda son solo algunos ejemplos que merece la pena visitar. Como curiosidad, esta última, a 1200 metros de altitud y con unas vistas excepcionales.

Visitar Pina de Montalgrao implica ascender a 1032 metros de altitud y, una vez allí, contemplar edificios y monumentos que esconden mucha historia, como el Horno Moruno, uno de los más representativos junto a la Iglesia Parroquial. Además, nos sorprenderán sus ermitas, la casa consistorial o la Torre Prospinal, que se remonta a la época anterior a Cristo.

Pina de Montalgrao también es sinónimo de naturaleza en estado puro. Conocerla es recorrer sus caminos y sendas y encontrar parte de su historia. Una oportunidad única para descubrir, por ejemplo, la Cueva de la Cerdaña, un santuario de tiempos íberos que estaba muy ligado al culto a la naturaleza. ¿Y lo mejor? Podrás adentrarte en la leyenda de la gruta, de la que no queremos adelantarte nada, porque lo mejor es que te animes a visitarla. 

Después de recorrer todo el territorio de Pina del Montalgrao, no puedes irte sin saborear su gastronomía. Platos con trufas, robellones y algunos de los mejores dulces, como los bollicos de pansa o los pestiños, están aquí.

Encuentra

Nombre
Tipos
Alojamientos rurales
Empresas gestoras
Fiestas
Zonas de interior

Publicaciones