Catedral de València

Main image

Galería Multimedia

La Iglesia Catedral Basílica Metropolitana de la Asunción de Nuestra Señora Santa María de València esconde tesoros artísticos y arquitectónicos que no debes perderte, además de tradiciones y leyendas que te conquistarán.

La Catedral de València se asienta sobre los restos de la antigua Mezquita de Balansiya que a su vez ocupaba el espacio de una catedral visigoda del siglo V que se construyó sobre un templo romano dedicado a Júpiter o Diana, muestra de la historia que atesoran esas céntricas calles y de que al visitarlo estás conociendo de cerca una gran parte d la historia de la ciudad.

Este templo se empezó a construir en el siglo XIII y hasta el XV, por lo que el estilo predominante es el gótico, que convive con el románico anterior y con el renacentista, barroco e incluso el neoclásico.

Una de las curiosidades por las que no te debes perder la visita a la Catedral de València es su vinculación con el Santo Grial o el Santo Cáliz, ya que en sus paredes se guarda esta gran reliquia de la fe cristiana otorgado por Alfonso el Magnánimo en 1437. De hecho puedes trazar una ruta recorriendo todas las localidades que el Santo Grial de la última cena visitó en su traslado hasta la ciudad de València.

En el interior de la Catedral podrás asombrarte con su retablo gótico en alabastro, la Capilla del Santo Cáliz o la espectacular visión interior del cimborrio y los bellos frescos sobre el Altar Mayor.

En el exterior, sus diferentes puertas representan la evolución de estilos que se sucedieron durante su construcción, como la barroca de Los Hierros o la gótica Puerta de los Apóstoles, donde cada jueves se reúne el Tribunal de las Aguas, una institución tradicional reconocida como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO. ¡Incluye esta increíble catedral en tu ruta por València!

Más información

Horario

Lunes a Sábados de 10:00 a 18:30 h. Domingos de 14:00 a 18:30 h. Festivos de 14:00 a 18:30 h.